Inicio > Laboral > Fin de año negro para el empleo

Fin de año negro para el empleo


El mercado laboral español ha experimentado una “grave recaída”, según reconocía ayer el ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, tras conocerse que en octubre se registraron 134.182 parados más, el doble que el año anterior, y que la Seguridad Social perdió 75.249 cotizantes, intensificando su recorte. Ante esta situación, Gómez prevé que la destrucción de empleo continúe en los próximos meses.

Cuando a finales de 2010 el Gobierno elaboró el cuadro macroeconómico para el año siguiente, confiaba en que en el último trimestre de 2011 la economía española ya estaría creando unos 40.000 empleos en términos anuales.

No será así, porque el mercado laboral, junto con la actividad económica, ha experimentado una “grave recaída”, según admitió ayer el Ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, durante la explicación de los datos de paro registrado que elevan el número total de desempleados a 4.360.926, la mayor cifra de la serie histórica de este registro. Además, según estos datos, el fin de la temporada turística, los ajustes presupuestarios en el empleo público y una nueva vuelta de tuerca en el ajuste de la construcción, han propiciado la pérdida de 75.249 cotizantes. Esto ha supuesto que se vuelva a acelerar la tasa de destrucción de empleo anual hasta el 1,73%, tasa que no se registraba desde hace 15 meses.

Ante estas cifras, Gómez admitió que la recuperación se interrumpió “en algún momento del mes de mayo” pero no fue hasta ayer cuando, por primera vez desde el Ejecutivo se admitió que no se cumplirá su previsión de empleo, ya que “será muy difícil” que se generen puestos de trabajo en meses que restan hasta fin de año. En otras palabras, el Gobierno cree que la economía española seguirá destruyendo empleo en los próximos meses.

“Ahora estamos mucho más lejos de salir de la crisis que antes del verano”, insistió Gómez, quien al igual que hizo el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, asumió la responsabilidad que le toca por cada uno de los casi cinco millones de parados, en terminología EPA.

El titular de Empleo reconoció que atribuir los malos datos de octubre al factor estacional de la economía, como es habitual, “no es suficiente”,, a pesar de que la hostelería perdió 42.085 puestos en octubre; y volvió a culpar del empeoramiento del empleo a los ajustes de las comunidades y ayuntamientos, sobre todo en el sector sanitario y de servicios sociales, que registró 47.633 afiliados menos. Si bien las 80.586 nuevas contrataciones en el sector de la educación de octubre (muchas de ellas del sector público) y los 3.538 nuevos cotizantes en la Administración Pública, superan los recortes sanitarios y sociales.

Junto a esta explicación, Gómez llamó la atención sobre el peso del ajuste en la construcción en la destrucción total de puestos de trabajo. “Dos de cada tres empleos perdidos desde que se inició la crisis pertenecían a la construcción”, aseguró. Y, finalmente mostró especial preocupación por la pérdida de 13.180 empleos en el comercio, “lo que indica que las familias siguen ajustando el gasto”, manifestó.

Para Gómez el problema del desempleo en España no se solucionará solo con austeridad y reformas laborales como las adoptadas por el actual Gobierno socialista, a pesar de que estas estén “muy bien orientadas”, explicó. En su opinión es imprescindible que el Banco Central Europeo ayude a reactivar la recuperación con bajadas de tipos de interés, -como la que acometió ayer el BCE- y “expandiendo mucho más la base monetaria”, dijo. Asimismo, consideró que el próximo objetivo de la economía española debe ser recomponer el flujo de crédito o no se retornará a la recuperación.

Otros detalles

-Ya solo el 7% de los nuevos son fijos: En octubre se registraron 1,2 millones de contratos, de los que solo el 7% fueron indefinidos. Se trata de los niveles más bajos de contratación indefinida de la serie histórica a pesar de que la reforma laboral de 2010 amplió sustancialmente los colectivos a los que se les podía realizar el contrato indefinido con 33 días de indemnización por despido. Estos contratos acumulan una caída del 18% en el año.

-Uno de cada tres, sin protección:

El número de beneficiarios de algún tipo de ayuda por desempleo ya sea la prestación contributiva o cualquier otra ayuda estatal asciende a 2,7 millones, lo que supone que prácticamente uno de cada tres personas que está en el paro no recibe ningún tipo de apoyo económico. Valeriano Gómez destacó como muy mal dato que se ha frenado el ritmo de caída de nuevas solicitudes de prestación.

-Los hombres copan los ajustes:

La crisis del empleo atraviesa por un momento fuertemente masculinizado. De hecho, los hombres coparon toda la destrucción de empleo en el sistema de Seguridad Social, con una pérdida de 83.291 cotizantes, compensada con 8.041 nuevas cotizantes femeninas. En términos de desempleo, hay más equilibrio, con un aumento de 76.443 parados hombres (3,69% más ) y 57.739 mujeres (2,68%).

La cifra

2% es la tasa de destrucción de empleo en el Régimen General de la Seguridad Social, al que pertenecen ocho de cada diez cotizantes.

(Noticia extraída de Cinco Días)

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: